Los tatuajes más feos que jamás te debes hacer

María Celia Ferreira
María Celia Ferreira

Los tatuajes se han hecho tan famosos, que no solo la mayoría de nosotros quiere uno, sino que además cualquiera cree poder hacerlos, y no todos tienen la habilidad y el conocimiento suficiente como para ejecutar, así sea una imagen agradable a la vista. Muchos solemos caer en los tatuajes feos por desconocimiento, especialmente por confiar en las manos equivocadas.

¿Por qué existen los tatuajes feos?

Si todos fuéramos unos expertos de la tinta, seguramente no ocurriría, a pesar de que existen casos extremos que para cualquiera resulta increíble que se hayan dejado marcar la piel de determinada manera. Muchos son los motivos por los que surgen estos feos tatuajes, como caer en manos equivocadas.

Quién haya pasado por esto tendrá sus propias historias. Bien sea por dejarse marcar por algún novato, porque te dejaron el tatuaje muy barato e incluso gratis. Si nuestra ansiedad no nos dejó esperar más para rayar nuestra piel, mientras que a otros les tocó una noche loca donde el alcohol nos hizo cometer el grave error de dejarnos tatuar.

Los tatuajes más feos

Los tatuajes más feos varían desde la fealdad del diseño propiamente, el lugar en el cuerpo en el que nos hayamos decidido marcar determinado diseño, la mala calidad de la tinta y, en fin, por haber tocado con los peores tatuadores de la historia. 

Tatuar no está simplemente en marcar la piel con las tintas y la máquina adecuada, sino que además es necesario poseer conocimientos no solo en torno al dibujo, sino a distintas técnicas afines. Si no sabes dibujar, olvídate de esta práctica, a menos que comiences desde cero aprendiendo dibujo. Es necesario estudiar constantemente y practicar sobre pieles falsas antes de tocar una piel humana.

Animales deformados en tatuajes feos

Insistimos en que si no sabes dibujar, será mejor no arruinarle la piel a nadie con tatuajes feos y deformes como estos animales. Parece evidente lo que se observa, y está de más explicar por qué son tan malos, y lo peor de todo esto, es que fueron realizados a gran escala, ocupando gran espacio de la piel.

Decisiones erróneas al intentar adaptar el tatuaje a la forma del cuerpo

La creatividad artística no surge de una idea espontánea simplemente, y mucho menos se ejecuta si no tienes las herramientas necesarias para lograrlo, especialmente la intelectual. Si creemos que un tatuaje es ideal para una parte de nuestro cuerpo, ya que por su forma toma sentido la imagen, será mejor que la lleves a cabo con un muy buen tatuador, si no podrás arrepentirte del resultado, y quizás sea demasiado tarde para remediarlo. 

Tatuajes feos de rostros

Para cualquier técnica artística, el rostro es quizás el más complejo de realizar. Por esta razón te sugerimos que, si deseas realizarte uno, no escatimes en gastos. Si piensas que porque un tatuador te cobrará mucho, por lo que consideras que será algo simple, bien sea por el tamaño, porque solo usará tinta negra, etc., estás en un gran error.

Si te vas por el camino que supones será el más fácil, podrá ser peor de lo que imaginas, y tendrás que pagar muchísimo más para luego tapar tatuajes feos como el que tendrás si no estudias bien el terreno.

Tatuajes feos de superhéroes y villanos

La representación de los superhéroes y villanos no queda atrás en esta ola de tatuajes feos. Algunos ni logramos entender la razón de su existencia; lamentamos al mismo tiempo que las personas que llevan en su piel algunos de ellos deban pasar por este mal rato que podrá alargarse por mucho tiempo.

Incluso los tatuajes Disney también han sido muy mal interpretados, siendo realizados erróneamente por personas que han creído poder tatuar. Recordemos que el tatuaje es un arte que requiere de mucho esfuerzo y dedicación para poder aprender las técnicas correctas.

Tatuajes feos grandes

Cuando deseamos realizarnos grandes tatuajes, principalmente escogemos la espalda, considerando que es donde hay una mayor cantidad de piel: es el lienzo más grande de nuestro cuerpo. Resultaría terrible que, además de ser una zona dolorosa, sea un tatuaje feo y muy mal hecho.

Tatuajes feos de pareja

Resulta interesante para algunos -y de hecho muy de moda en la actualidad-, hacerse tatuajes en pareja. Más allá de las diferentes opiniones al respecto, si te vas por la primera opción que aparece, podrás cometer el error de caer en manos equivocadas, y obtener los peores resultados posibles.

Los peores tatuajes de frases

Imagina que tienes una gran frase, que además forma parte importante de tu filosofía de vida, y que al decidir tatuarla no solo cometas el error de escoger la peor tipografía, sino además con errores ortográficos. 

Efectivamente, no tiene perdón. Por esta razón resulta fundamental tomar este arte como algo sumamente serio, estudiar no solamente al tatuador, sino además buscar varias opciones para luego escoger basándonos en la calidad de su arte, y no en el precio.

Tatuajes feos pequeños

A pesar de que, efectivamente, mientras más grandes sean los tatuajes feos, más terrible puede ser para nosotros lidiar con la frustración de tener ese peso en la piel, a menos que sea uno pequeño. Sin embargo, estos últimos no quedan ausente de ser posibles.

Cualquier tipo de tatuaje posee sus dificultades según sea el caso. En los tatuajes pequeños, resulta complejo por la delicadeza que exige. No cualquiera, por más experiencia que tenga tatuando, puede hacerlo con la misma destreza. De hecho, existen quienes se especializan únicamente en tatuajes pequeños, adquiriendo una gran experiencia gracias a ello.

Cover para tatuajes feos

A pesar de todo, los tatuajes feos pueden llegar a tener salvación, según sea el caso. Existen muchos tatuadores que se dedican exclusivamente a tapar estos tatuajes. Para ello estudian con determinada atención la piel y el tatuaje que taparán, para luego pintar sobre este.

Claro que, debido a su alta complejidad, suele ser muy costoso dibujar sobre una piel limpia. Así que siempre será mucho mejor prevenir que ocurra esto, y así no solo te ahorrarás un buen dinero, sino un muy mal rato.